Una venganza de la policía israelí

Tarek Abu Khdeir, de 15 años, volvió a su casa de Tampa, Florida, una vez que recuperó la libertad. Su caso fue conocido por un vídeo en el que se veía a policías israelíes dándole una paliza brutal, lo que fue denunciado por los parientes del joven tanto en Jerusalén como en Florida.

¿Fin de la historia?

Horas después de que la familia despidiera a Tarek en el aeropuerto, a la 1 de la mañana, la policía se presentó en la casa y realizó un registro violento abriendo armarios y tirando los objetos personales.

vandalismo policial

Aún hay más. Se llevaron detenido a un tío de Tarek y a dos primos de este. Una venganza por la mala publicidad recibida que está a la altura de una organización mafiosa.

Ni siquiera esperaron unos días o semanas para que todo esto no resultara tan evidente. De hecho, se trataba precisamente de eso. De dejar patente qué es lo que le puede pasar a alguien que se atreve a defender sus derechos.

Esta entrada fue publicada en Israel, Palestina y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.