Un piloto de ‘drones’

Brandon Bryant, operador de ‘drones’ desde 2006 a 2011, concedió esta entrevista a la cadena NBC hace unos días. Afirma que padece de estrés postraumático tras participar en 1.600 muertes.

“People say that drone strikes are like mortar attacks. Well, artillery doesn’t see this. Artillery doesn’t see the results of their actions. It’s really more intimate for us, because we see everything.”

Esta entrada fue publicada en EEUU, guerra y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

9 respuestas a Un piloto de ‘drones’

  1. manolox dijo:

    ¡Pobre hombre!

    Si quiere hacer algo por su conciencia que vaya a Afganistán y se arrepienta allí.

    Yo le aplaudiría.

  2. Jose dijo:

    Sí, pobrecito héroe del joystick. Se le parte a uno el corazón viendo cómo se queja después de haber asesinado a 1600 personas. ¿Qué se pensaba este tipo?, ¿que lanzaba bombas del Call of Duty?

  3. Juan Correa dijo:

    Querido Iñigo,
    te dejo un artículo el cual creo bastante importante sobre la filtración de los archivos de ls NSA. Está escrito por Daniel Ellsberg, quien junto a Noam Chomsky en 1971 publicó en le NYT los famosos “The Pentagon Papers” (los Papeles del Pentágono).

    Considera la filtración por parte de Edward Snowden: “In my estimation, there has not been in American history a more important leak than Edward Snowden’s release of NSA material – and that definitely includes the Pentagon Papers 40 years ago. Snowden’s whistleblowing gives us the possibility to roll back a key part of what has amounted to an “executive coup” against the US constitution.”

    Luego analiza el ataque a la 4ta y 5ta enmienda de la Constitución Norteamericana, la cual ha estado sucediendo en forma implacable desde los sucesos de 9/11.

    Creo que es un artículo importante:
    Daniel Ellsberg: Edward Snowden, Saving Us From the United Stasi of America

  4. Latro dijo:

    Siempre me ha repateado la tendencia americana a que son siempre ellos las victimas. Ojo, que en algunos casos lo son – pero joder. Si me cuentas la desgraciada historia de un marine que ha ido a Irak, ha vivido la guerra, y todo lo que lleva, y el PTSD, y el que llegas a casa y los mismos que te mandaron pasan de tu culo y que te mueras de hambre, etc, y no dices, en ninguna parte, “y se esto me pasa a mi, imaginese como la estan pasando los pobres desgraciados que nacieron alli y a los que le cayó esta mierda sin comerlo ni beberlo”, pues volvemos a lo de siempre – lo que importa son los americanos.

    Y ya con esto… no lo niego. A ver, que si no le diese remordimiento o algo de cosa el tio tiene que ser un hijo de puta completo. Pero mecagoentodo, ya esta el foco en “pobrecito el americano”. ¿Ni un segundo de pensar que su puto avioncito a control remoto le esta dando un PTSD de la hostia a la peña que mira al cielo calculando si hoy llueven petardos o no?

  5. Gorki dijo:

    Pues nada, un Lexatin y a continuar.

  6. h dijo:

    Primero les metemos juegos de consola a toda pastilla, despues al mejor lo ponemos en una consola con drones, y ale a matar “terroristas”.
    Todavia no he visto ningún juicio por la guerra del Vietnam a militares norteamericanos, y que conste que todavía hay terreno en el que no se puede cultivar por culpa del agente naranja.
    Estoy harto de que masacren a medio mundo, y despues nos cuenten las historias “humanas” de los que estuvieron masacrando al resto del genero humano.
    Por favor, haberte dedicado al supermario, en vez del call of duty, el resto es puro marketing, para que veamos que ellos también lo pasan mal, pobrecito asesino.

  7. Marcus dijo:

    Con 1600 muertes este tío tiene que estar en la cima y en solitario como el soldado con más bajas en su haber. Exceptuando aquellos que han intervenido en bombardeos masivo o con armas atómicas. Todo un auténtico récord mortal.

  8. jn dijo:

    Chicos, que se puede opinar habiendo visto el video y no sólo de oídas, ¿vale? De verdad. Se puede.

  9. Pingback: 1.600 muertes con un joystick | Blog de J.Rosales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *