Violar la ley es la respuesta más democrática

Da igual que sean 3.000 muertos o tres. No hay atentado que no sirva de excusa para reescribir la Constitución de EEUU a través de la simple voluntad del presidente, es decir, del poder ejecutivo. Quien quiere que el sospechoso del atentado de Boston se quede sin derechos constitucionales (ya sabemos lo que significa ser declarado «combatiente enemigo») es un senador republicano. Un tipo que promete respetar las leyes del país cuando asume el cargo.

¿Qué hacer con el sospechoso cuando sea detenido? ¿Permitirle ver a un abogado? ¿Presentarlo ante el juez para que ordene su ingreso en prisión? ¿Reunir las pruebas que deberá presentar la fiscalía en el juicio? Es mejor exprimir al bicho (eso que llaman un interrogatorio «agresivo») hasta que lo suelte todo. La ley es una mujer a la que se puede violar siempre que sea necesario para defender los derechos de los demás.

Esta entrada fue publicada en Derechos humanos, EEUU, Terrorismo y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Violar la ley es la respuesta más democrática

  1. Pingback: Violar la ley es la respuesta más democrática

  2. Alvaro dijo:

    achtung!!! Un senador al que nadie va a hacer caso ha escrito un tweet!!! La democracia en peligro!!!!

  3. ¿Me paso mucho de listillo, o el objetivo último de casi todos los terroristas en los últimos tiempos es precisamente ese? EL cargarse las libertades y el estado de derecho que ellos tanto odian mas que causar víctimas mortales para publicitar sus demandas e ideales.

    Y, claro, si ese es fuera el caso, con la inteligencia que tienen los gobernantes que nosotros mismos hemos elegido para gobernarnos, pues el c´cotel está servido.

  4. Pingback: Los terroristas son idiotas, nosotros los convertimos en personas inteligentes | GUERRA ETERNA

  5. Dubitador dijo:

    Ha sido un despliege obsceno y torpe de demasiados policias gordos y blindados con chalecos bien gordos.
    Esto puede ser indicio de que las elites han estado engordando el aparato represivo en prevision de un estado insurreccional y dado que tenian ese martillo, esos efectivos y medidas de contingencia, lo aplicaron a ese clavo.
    El periodismo tendrá que investigar cuanta gente uniformada tiene el pais y cual ha sido la evolucion de ese contingente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *