Fusiles para los profesores

31 senadores opuestos al control de armas no han querido participar en el programa ‘Meet the Press’ de la NBC. No es que estuvieran invitados todos. Les iban llamando y todos rechazaban intervenir. Pero eso no quiere decir que estemos aún sin opiniones políticas representativas de ese campo. El congresista republicano por Texas Louie Gohmert ya sabe cuál es la solución con la que impedir que se repitan matanzas como la de Connecticut: más armas.

En concreto, más armas en poder de los profesores y directores de los colegios: “Ojalá ella  hubiera tenido un M4 bajo llave en su despacho”, ha dicho refiriéndose a la directora de la escuela Sandy Hook, “para que cuando oyera los tiros, hubiera salido y acabado con él volándole la cabeza antes de que pudiera matar a esos preciosos chicos”.

El M4 es el fusil de asalto que el Ejército adoptó para reemplazar al M16.

El congresista Gohmert espera que nos creamos que la directora Dawn Hochsprung, de 47 años y con una amplia experiencia como profesora, se habría transformado en Bruce Willis y podría haber eliminado al asesino que iba armado con dos pistolas y un fusil. Bang. La cabeza del criminal salta por los aires como en las películas. Problema solucionado. Hasta la vista, baby.

Lo que ocurrió en realidad es que Hochsprung intentó salvar a los alumnos atacados y murió tiroteada. La reacción natural de una maestra no fue suficiente en un caso de crimen múltiple.

Todo es muy sencillo en la mente de un congresista texano. Entregamos armas a los profesores de 98.000 colegios públicos y 33.000 privados, les damos adiestramiento militar para que puedan empuñar un M4 (una simple pistola no tendría mucho poder disuasorio) y que se líen a tiros con los psicópatas. Si cae algún niño en la refriega, lo consideraremos un daño colateral.

La prioridad no es intentar evitar que se repita otra masacre, sino impedir que los norteamericanos pierdan su derecho sacrosanto. No me refiero al derecho a llevar armas, sino a comprar armas de guerra para usarlas como instrumento de diversión. Los autores de la Segunda Enmienda nunca pensaron que los norteamericanos iban a encontrar tan divertido disparar a cosas, mientras que unos pocos iban a sentir una tendencia irresistible a disparar a sus compatriotas.

Esta entrada fue publicada en EEUU y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

11 respuestas a Fusiles para los profesores

  1. Kurtz dijo:

    Si es que que tiene toda la logica del mundo. Ponga un arma en las manos de la persona encargada de cuidar de nuestros hijos.

    Y si algun director estresado le da un siroco y se pone a disparar en el colegio le daremos armas a los bedeles para proteger a los niños de los directores de escuela. Pero automaticas, para que acaben con la amenaza mediante su superior potencia de fuego…

    Cualquier argumento es valido con tal de evitar tener que responder a porque un adolescente, autista y con poca vida social tiene acceso a armas semiatomaticas en su propia casa…

  2. Pingback: Fusiles para los profesores

  3. manwe dijo:

    Aunque parezca increíble, en circunstancias como las actuales ciertos personajes siguen defendiendo que es necesario que haya más armas. Una de ellas. la impresentable de Ann Coulter comenta su twitter (https://twitter.com/AnnCoulter ) ese mismo mantra de que a mayor cantidad de armas, menos masacres (y, de paso, promociona el libro ‘More Guns, Less Crime’)

  4. DiTomasso dijo:

    Collares con explosivos de detonación remota para todos los alumnos.
    Ametralladoras del .50 por si acaso.
    Y una flota de bombarderos B2 y B52 en patrulla constante por si todo lo anterior falla.

  5. No es por tocar las… pero el marine de la foto lleva un Heckler und Koch 417 y no un M4.

  6. judio dijo:

    No se podían esperar comentarios inteligentes del gilipollas que nos vino con el camelo de los “terror babies”.

    Lo más triste del tema es que imbécils como Gohmert sean reelegidos por mayoría aplastante (más del 70% en noviembre pasado). Eso lo dice todo de cómo está el temita en partes de los EEUU.

  7. Kurtz dijo:

    Jesus M. Perez, es un HK 416 , calibre .223

  8. Mackero dijo:

    “Intentar evitar otra masacre”; sería lo deseable, pero con la habitual demagogia izquierdosa, ¿Cómo? Con sonrisas, besitos, buenos deseos y mucho talante? ¿Como se “acaba” con los malos tratos a mujeres, los crímenes o el tráfico de drogas?

    El libro de Ann Coulter hay que leerlo; parece ser cierto que en los Estados en que hay libertad de armas, las masacres son menos numerosas; de todos modos, ¿Creo detectar cierto dolor en vosotros porque se maten entre ellos los hijos de Imperio Capitalista?

    Un saludo.

  9. “¿Creo detectar cierto dolor en vosotros porque se maten entre ellos los hijos de Imperio Capitalista?”

    http://tinyurl.com/clo25y2

  10. Salva dijo:

    Mackero:

    No estamos hablando de traficantes de drogas, maltratadores o criminales. Estamos hablando de un colegio. Hay que estar muy mal de la cabeza, o ser muy hijoputa, para proponer que los profesores deben disponer de fusiles semiautomáticos en los colegios. Estoy seguro de que hasta tú lo entiendes.

  11. Marcus dijo:

    Para evitar o disuadir el atraco a bancos se colocan vigilantes de seguridad, no se dan armas a los cajeros, al interventor o al director de la sucursal, que yo sepa…si en tú país se dedican a acribillar a gente en los colegios tendrás que ponerles seguridad, por lo menos mientras piensas lo que haces…pero lo de armar a los profesores es de coña…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *